miércoles, 1 de marzo de 2017

EL PELÍCANO, adiós a 100 años de zapatos selectos

Como prometí, y entristecido por el cierre de uno de los comercios más bonitos de la ciudad, me he acercado esta tarde a El Pelícano, a despedirme, hacer una fotos e intentar conversar un poco. Los dos empleados que allí había, muy mayores, han sido amables y me han dejado largar unas instantáneas. Poca información me han dado, comercio centenario, cierre inmediato. Los propietarios se quedan con todo el mobiliario y les entiendo, soberbia carpintería de Los Certales (Zaragoza). Estupendas esas miniescaleras, el espejo de suelo, la robustez y la finura del diseño de toda la tienda. Es una pena porque dudo mucho que quede sano nada de la estructura, ni el estupendo suelo, ni la concepción de espacio.... son locales caros y las franquicias, que son quienes pueden pagar esos alquileres, no se andan con jarandazas, bulldozer y al container. Así que, queridos amigos, disfruten de estas mediocres fotos porque pronto serán historia del comercio de nuestra ciudad. Por cierto, siempre me encanto ese bonito detalle de tener pequeños pelícanos entre los zapatos, qué bonito nombre para una tienda.... El Pelícano.

Mientras estaba en la tienda han sonado las horas en el reloj de pared... una especie de indicativo de "tómese su tiempo, tranquilo". Pensemos, en cuántas tiendas nos encontramos el tic-tac pausado de un reloj, una agradable alfombra para nuestros pies en calcetines, una soberbia silla de madera noble con piel, un soporte para la comodidad de nuestra pierna, una pequeña escalera para poder ver lo bien que nos queda un zapato. Todo ha cambiado, pero estas pequeñas cosas son parte del la cultura de la vida y será muy inteligente el que sepa reorientar tales detalles. Veremos, como ha pasado con bares, cafeterías y barberías, una vuelta a la zapatería de estilo, sino al tiempo. Entonces no se si habrá en España alguna de la que tomar referentes.

























6 comentarios:

Héctor dijo...

Qué tristeza.
Esto es una sangría.
Ese escaparate tan bonito, esa carpintería,...
Gracias por las fotos.

Antonio Saz dijo...

Un placer compartirlas.... estamos perdiendo gran parte de nuestra esencia como zaragozanos por el cierre imparable del comercio tradicional, una gran pena. Saludos

Ricimer dijo...

Otra pérdida irreparable. Solo cabe tristeza.

Antonio Saz dijo...

Cierto, es historia de la ciudad, de las sensaciones, de la vida. Son cosas a las que, tristemente, en este inculto país, no se les ayuda a sobrevivir..... la pasta manda. Un saludo

Pedro bernal dijo...

Como siempre gran reportaje !!! Enhorabuena por tu blog muy variado e interesante

Antonio Saz dijo...

GRacias Pedro, saludos

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...